cintillo inicial_760x62



Currículo Nivel Inicial

Portada
Indice
Capítulo 1
Capítulo 2
Capítulo 3
Capitulo 4
Capítulo 5
Capítulo 6
Capítulo 7
Capítulo 8
Capítulo 9
Capítulo 10
Contáctenos

 

3. FUNCIONES DEL NIVEL INICIAL EN LA REPÚBLICA DOMINICANA DE CARA AL NUEVO SIGLO


Nivel Inicial cumple funciones pedagógicas, que son funciones de carácter eminentemente sociocultural a largo plazo.


La primera función se refiere a la promoción de las potencialidades y capacidades de los alumnos y las alumnas, mediante la participación en una experiencia rica en estímulos y plena de procesos que intervienen en el conocimiento, como son la percepción, la memoria, la imaginación, la expresión y comunicación, el entendimiento. La emoción y los sentimientos son también capacidades humanas que se promueven, las cuales, de hecho, funcionan como catalizadores o motores de los procesos de conocimiento, y como causa de las relaciones interpersonales.


Alumnos y alumnas participan en la experiencia educativa a través de procedimientos como la observación, la indagación, la experimentación, el intercambio verbal, las representaciones variadas de la realidad y las expresiones creativas y artísticas diversas, los cuales promueven el cambio de sus intuiciones y primeras ideas sobre el mundo natural y social hacia otras más lógicas y compartidas. Esta participación activa de los alumnos y las alumnas, así como la sistematicidad que aporta el educador o la educadora a la experiencia educativa, posibilita el darse cuenta de las acciones realizadas y sus efectos, al tiempo que van desarrollando un sentido de sí mismos y mismas y de las otras personas con quienes se relacionan. Para las poblaciones infantiles provenientes de los sectores pobres, esta experiencia educativa participativa y sistematizada es todavía más necesaria, debido a las carencias de ese medio.

 

Trabajar para fomentar el desarrollo de nociones, preconceptos, así como procedimientos, valores y actitudes es otra función del Nivel Inicial, la cual es dependiente de la función anterior. Los procesos de conocimiento se concretizan en las nociones básicas que posteriormente se desarrollan en conceptos lógicos. Se avanza desde procedimientos simples hacia aquellos más complejos. Las emociones y los sentimientos van dando lugar a valores y actitudes cada vez más abstractos y de elevado compromiso social.


Los procedimientos empleados en este nivel tendrán como medio de ejecución el juego, concebido como la actividad típica de la niñez y la forma natural de aprender de los niños y las niñas de O a 6 años. El juego es una forma espontánea, placentera, elaboradora de situaciones, socializante, fuente de desarrollo creativo, de autoaprendizaje, de investigación y de autodescubrimiento. El juego constituye un canal excelente para la expresión de necesidades en todas las dimensiones humanas, facilitando el desarrollo integral del niño y la niña. El juego es la forma en cómo él y ella trabajan su realidad, la sienten y la transforman.


En cuanto al desarrollo de valores y actitudes, éste se da en las experiencias de socialización que promueve el Nivel. La capacidad de comunicación y las relaciones abiertas con las personas son las que caracterizan este tipo de experiencias. Con la socialización, el niño y la niña van trabajando la diferenciación entre el yo y los otros y las otras a través del desarrollo de sus apegos y la autonomía.


Igualmente se trabajan los valores y las reglas sociales más amplias, relacionados con nuestra identidad y diversidad cultural. Niños y niñas se ejercitan en prácticas de roles que posibilitan la identificación con la cultura de la familia, de su espacio escolar, de la comunidad y del país.


Luego, la diferenciación 1os va iniciando en la manifestación del sentido crítico y de la responsabilidad. La cooperación y la iniciativa son valores que se les suman y que la experiencia educativa participativa promueve.


La prevención educativa y la detección de necesidades especiales en los niños y las niñas son otras funciones del Nivel Inicial. La prevención es anticiparse a las circunstancias que puedan afectar el desarrollo de capacidades, tomando decisiones oportunas que incidan directamente en la calidad de vida del niño y de la niña yen el desarrollo de procesos de aprendizaje significativo. En este sentido, el trabajo que se realiza en el Nivel es esencial para el aprovechamiento de la experiencia educativa en los niveles superiores y contribuye a reducir los tradicionales problemas de repitencia, deserción, sobreedad y dificultades de aprendizaje en la Educación Básica. La detección de necesidades especiales se refiere a reconocer a tiempo dificultades cuya solución amerite la intervención de especialistas para un tratamiento adecuado.


La orientación a las familias constituye una función importante del Nivel Inicial. Orientación que tiene el propósito de apuntar informaciones y líneas de acción para el trabajo educativo que realizan los padres y las madres.


A través de “escuelas de padres y madres”, asociaciones, encuentros individuales y contactos de diversa índole, la orientación a las familias se revaloriza en la sociedad actual, dada la complejidad de la vida con sus múltiples demandas y la consecuente disminución en la atención que reciben los niños y las niñas.


Las funciones del Nivel Inicial aquí señaladas tienen una expresión concreta en las características generales del perfil con el que se aspira que egresen los niños y las niñas, así como en la contribución que hace para la promoción de las comunidades, tendiente a lograr el tipo de sociedad a que se aspira.

 

3.1. APORTES DEL NIVEL PARA LA FORMACIÓN DEL TIPO DE EGRESADO Y DE EGRESADA AL QUE SE ASPIRA


A continuación se expone el perfil del egresado y la egresada del Nivel Inicial. En este perfil se hacen compatibles las necesidades y posibilidades de los niños y de las niñas con las demandas sociales, formuladas a través del trabajo pedagógico, de los educadores y las educadoras, en un momento histórico determinado y en unas comunidades específicas.


Para una mejor comprensión de este diseño curricular, se 0pta por presentar el perfil organizándolo de acuerdo con las mismas dimensiones que se consideraron al presentar las características evolutivas de los niños y las niñas de este Nivel, es decir, cognoscitiva, lingüístico-expresiva, físico-motriz y socio-emocional.


3.1.1. El Perfil Cognoscitivo de los Egresados y las Egresadas del Nivel Inicial


• Que desarrollen su percepción a través de la utilización de todos los sentidos para el reconocimiento de objetos y de sus características, así como la identificación de situaciones y la imitación diferida (en ausencia de modelos) de acciones de todo tipo.
• Que ejerciten su memoria con la reproducción crítica de situaciones y hechos, la repetición con conciencia de diferentes informaciones y la imitación artística (repetir canciones, poesías, reproducir dibujos...).
• Que establezcan relaciones de entendimiento con los objetos, animales, plantas y personas de su contexto inmediato.
• Que hagan compleja su reflexión a través de procedimientos tales como la manipulación de objetos; la observación, exploración, indagación y experimentación de fenómenos; el planeamiento, desarrollo y evaluación de actividades.
• Que muestren un manejo de las nociones de espacio, tiempo y causalidad, por lo menos a un nivel práctico.
• Que construyan formas de expresión del pensamiento lógico como la clasificación, la seriación, la numeración, a partir del despliegue del razonamiento transductivo y la superación consciente de las demás características del pensamiento simbólico (egocentrismo, contracción, irreversibilidad).
• Que se expresen creativamente enfrentando problemas o situaciones nuevas, inventando nuevos objetos, relaciones, personas (en juegos o formas reconocidas como artísticas).

 

3.1.2. El Perfil Lingüístico y Expresivo de los Egresados y Egresadas del Nivel Inicial

• Que utilicen el lenguaje corporal o de gestos, gráfico y oral para expresar sus sentimientos, fantasías, pensamientos y experiencias.
• Que se involucren en representaciones variadas e imaginativas de la realidad, así como expresiones artísticas diversas.
• Que se involucren en intercambios verbales de todo tipo, que revelen un amplio vocabulario, tanto receptivo como productivo.
• Que muestren comprensión, por el uso intuitivo, de la gramática de su lengua.
• Que muestren una tendencia clara hacia la utilización de conceptos.
 
3.1.3. El Perfil Físico-Motriz de los Egresados y las Egresadas del Nivel Inicial

• Que dominen su esquema corporal en posición estática o en movimiento.
• Que coordinen con precisión la motricidad gruesa y fina.
• Que manifiesten dominio gradual de su literalidad.
• Que dominen las posiciones espaciales orientándose y desplazándose en el medio que los y las rodea.


3.1.4. El Perfil Socio-Emocional de los Egresados y las Egresadas del Nivel Inicial
3.1.4.1. Hacia la autonomía y fortaleza del yo

• Que expresen independencia en la realización de tareas de autocuidado en la vida cotidiana.
• Que manifiesten atención y concentración en actividades, tanto cotidianas como educativas.
• Que establezcan relaciones de afecto con las personas, animales y plantas de su contexto inmediato.
• Que ejerciten el autodescubrimiento y el autoaprendizaje en juegos libres y dirigidos.
• Que posterguen sus necesidades y deseos en favor de proyectos comunes y de la convivencia armónica.
• Que se identifiquen y acepten a sí mismos y así mismas, a los y las demás.
• Que puedan responder a cuestionamientos frente a hechos, ideas y situaciones, tanto individuales como grupales.
• Que emitan su opinión sobre sus propias acciones, las de los o las demás y las que realizan en conjunto.
• Que tiendan a prevenir las consecuencias de sus acciones ya actuar en correspondencia con ellas.


3.1.4.2. De la moral del deber hacia la moral de la responsabilidad

• Que se integren en la organización y desarrollo de diversas actividades y trabajos de grupo.
• Que reflejen conciencia gradual de que forman parte de un grupo y de que son apreciados o apreciadas en ci mismo.
• Que expresen respeto hacia sí mismos y mismas, hacia los y las demás en el proceso de interacción social.
• Que tomen decisiones apropiadas para su edad y tengan iniciativas con relación al trabajo educativo y a la vida de su comunidad.
• Que a través de sus palabras como de sus acciones expresen que conocen sus deberes.
• Que tiendan a decidir en común y cumplir espontáneamente con los compromisos acordados.
.Que se orienten con disposición de servicio a los o las demás y a la comunidad mediante aportes específicos.
• Que se ejerciten en la convivencia social y en la cooperación solidaria.
• Que se identifiquen críticamente con los valores, costumbres y hechos de su comunidad.
• Que manifiesten interés gradual hacia las culturas propias del país.
• Que manifiesten interés gradual hacia las culturas de los países latinoamericanos, caribeños y del mundo en general.


3.2. CONTRIBUCIÓN DEL NIVEL PARA EL LOGRO DEL TIPO DE SOCIEDAD AL QUE SE ASPIRA


El Nivel Inicial se inscribe conjuntamente con los niveles Básico y Medio en la tarea de contribuir a la existencia de una sociedad más justa. La concepción de una experiencia educativa participativa, en que las decisiones y el quehacer se comparten entre todos, niños y niñas y adultos y adultas, posibilitará que desde sus inicios la educación sea un medio para el ejercicio democrático.
Sólo bajo esas condiciones puede darse un verdadero diálogo de saberes, entre las concepciones infantiles y las concepciones adultas, como entre el saber elaborado, científico y técnico, y el saber culturalmente construido, cotidiano y popular.

El centro educativo se íntegra verdaderamente a la comunidad, partiendo de sus necesidades, y la conduce a plantearse modelos de desarrollo, a la vez que se redimensionan las informaciones con el sentido otorgado dentro de cada comunidad concreta.


Niños y niñas se ejercitan críticamente en prácticas de roles y normas sociales que potencializan la identificación con la cultura de su familia, de su espacio escolar, de la comunidad y la de su país, y abren espacios para los cambios generacionales. De este modo se van iniciando en los valores y actitudes implicados en tales prácticas y normas y en la construcción de su identidad cultural, así como en la creación de prácticas sociales más justas y equilibradas, Se presta especial cuidado a las acciones que ayudan al niño y a la niña a descubrir otras realidades culturales, empezando por las más próximas.


De manera particular, la experiencia educativa del Nivel Inicial con las anteriores características, contribuirá de forma decisiva a nivelar los desajustes que provoca la exclusión económica de amplios sectores de la población. Esto, a partir de la intervención del Estado como principal responsable en el ofrecimiento de las condiciones necesarias para que la educación provea oportunidades de desarrollo a sus estudiantes, a sus educadores y educadoras y a los miembros de la comunidad involucrados e involucradas en ella.




 

©2004 . All Rights Reserved.